• Notaría Ramallo: Tipos de acta notarial I

    En las notarías trabajamos con varios tipos de actas notariales, en esta noticia vamos a comentar dos de las más utilizadas.

    Acta notarial de presencia.

    Cuando necesitamos constatar un hecho, solictamos al notario un acta de presencia. Acudimos a la notaría con nuestro DNI para identificarnos, y le exponemos nuestro caso al notario.

    Las actas notariales de presencia, son aquellas en las que el notario redacta lo que percibe a través de sus sentidos, se utilizan para dejar constancia de un hecho.

    Casos prácticos por los que acudimos al notario a levantar acta de presencia:

    - Entrega de llaves de un apartamento que teníamos alquilado.

    - Cuando queremos dejar constancia de algo que nos está perjudicando. Lo que consta en un acta notarial es considerado como cierto: Goteras, uso de cableado inadecuado, basura que se tira en lugares no habilitados para ello...

    - Cuando en los concursos es el notario el que elige al ganador.

    Acta notarial de notificación y requerimiento.

    Cuando queremos comunicar un hecho a alguien, o queremos transmitirle una información, podemos acudir a una notaría y que sea el notario el que lleve dicha información. El notario tiene la obligación de identificarse, la notificación se podrá entregar en el domicilio de la persona que tiene que ser informada, y puede recogerla quién conviva con dicha persona, o incluso el portero de la finca. Siempre y cuando sean identificados. Esto es lo que se considera acta notarial de notificación.

    Si además queremos que la persona notificada nos dé respuesta por escrito, requerimos que nos conteste en el mismo acta, siempre y cuando no exceda de un determinado número de folios, el cargo de dicha acta irá a cargo del requirente.

    Si estás interesado en levantar un acta notarial, acude a nuestra notaría en Madrid y te explicaremos cómo hacerlo. Pide cita en Notaría Ramallo.

    Compartir en